Sears es acusado de plagio de joyas

Sears fue acusado por la actriz Reese Witherspoon por el págio de joyas de la actriz, es así como se avecina una pelea en los tribunales para esta tienda que no deja de caer en el mercado.

Witherspoon presentó su demanda en 2018 por cientos de artículos en venta, incluidos collares, pendientes e imitaciones de su anillo de boda.

La demanda será por el plagio del anillo Reese

Ella alegó que los productos se vendieron como “Anillo de Reese” y “Anillo de boda comparable de Emite Reese Witherspoon” y que, en algunos casos, su foto se mostró a compradores potenciales.

Resultado de imagen para Anillo de Reese

La demanda se dirige a una docena de compañías, y algunas se han resuelto, pero el mayor acusado, el gigante minorista Sears, no lo ha hecho.

Witherspoon afirma que Sears es responsable de lo que se está vendiendo en su mercado en línea por proveedores externos, que son co-demandados en el caso.

Conoce más de moda: Ropa para yoga ¿dónde la compro?

Sears se defiende con pruebas “sólidas”

Después de un extenso proceso de descubrimiento, que incluyó una deposición por la propia Witherspoon en junio pasado, Sears presentó una moción de juicio sumario, argumentando que las reclamaciones de propiedad y privacidad de Witherspoon estaban prohibidas por la sección 230 de la Ley de Decencia de Comunicaciones.

Sears sostuvo que no “creó, desarrolló ni alteró el contenido en cuestión en esta demanda” y dijo que dicho contenido fue “proporcionado en su totalidad por terceros”.

La Sección 230 establece que “ningún proveedor o usuario de un servicio informático interactivo debe ser tratado como el editor o el hablante de cualquier información proporcionada por otro proveedor de contenido de información”.

En inglés, eso significa que los intermediarios en línea no pueden ser demandados por el discurso de otros.

Como ejemplo, para aquellos que buscan demandar por difamación, The Hollywood Reporter no se considera el “editor” de nada escrito por los lectores en la sección de comentarios.

Sin embargo, la ley de puerto seguro no se aplica específicamente a las reclamaciones de propiedad intelectual.

El juez aún tiene mucho qué definir

El juez Gerald Rosenberg le dio a Witherspoon la victoria sobre este tema, negando el juicio sumario de Sears relacionado con sus reclamos de propiedad intelectual.

Sin embargo, Witherspoon perdió su reclamo de privacidad contra Sears luego de que un juez determinó que esta reclamación estaba prohibida por la sección 230 de la CDA.

La actriz refutó que Sears era un “proveedor” de un “servicio informático interactivo”, argumentando que el sitio web era parte de una “familia minorista” y que Sears “realiza transacciones regularmente con los clientes”.

Ella dijo que Sears “es diferente a eBay” en que no es un “lugar o conducto pasivo donde los usuarios ven los artículos publicados en su totalidad por otros usuarios”.

Así que Witherspoon perdió una de sus cinco reclamaciones contra Sears, pero aún tiene la oportunidad de luchar contra la compañía por permitir que los vendedores usen su nombre en joyas en el sitio web de la compañía.

Seguiremos este caso para saber en qué termina y si Sears recibe una pena por haber incurrido en estos actos.