Catti Wampus

Dinero en movimiento para tu día a día.

E-commerce; gestión eficaz de envíos

E-commerce; gestión eficaz de envíos

El comercio electrónico está en pleno auge. La economía es sólida y la capacidad de transporte por carretera es escasa. Sin embargo, tan solo el 33 por ciento de los transportistas se han beneficiado de un sistema de gestión de envíos.

 

A medida que el comercio electrónico continúa expandiéndose, los remitentes deben adaptarse a las necesidades cambiantes de los consumidores y adaptarse a tasas de devolución de hasta un 400 por ciento en comparación a las compras tradicionales.

 

Para gestionar la logística del comercio electrónico y mantener la rentabilidad, los remitentes deben conocer los desafíos en la gestión de la logística del comercio electrónico, cómo puede ayudar un sistema de gestión y algunos consejos para agilizar el proceso.

 

¿Cuáles son los desafíos en la gestión de la logística del comercio electrónico?

El mayor desafío en la logística del comercio electrónico gira en torno a la demanda de opciones adicionales de entrega de última milla y envío al día siguiente, si no envío el mismo día.

 

Los sistemas tradicionales de gestión de almacenes (WMS) se diseñaron para manejar pedidos en lotes, que son costosos en el cumplimiento del comercio electrónico. En lugar de tener períodos de picos y momentos de calma, los pedidos continúan inundando el almacén de forma continua, y poder incorporar los tickets de recolección entrantes en las estrategias de recolección existentes puede significar la diferencia entre el éxito y el fracaso.

 

Por qué ayuda un sistema de gestión logística para el comercio electrónico

Los remitentes se enfrentan a una decisión entre estimar las tarifas de flete LTL, así como los plazos de entrega, y arriesgarse a reducir los costos de envío.

 

Para los consumidores, una empresa puede ofrecer envío gratuito, pero cada caso de envío gratuito equivale a gastos adicionales para una empresa. Sin embargo, sigue existiendo la necesidad básica de proporcionar una cotización de envío inmediata a los consumidores.

 

Esto significa que los consumidores pueden ver cuánto habría costado el envío si no se les hubiera dado la opción de envío gratuito, y esto tiene un valor adicional para los remitentes al permitirles conocer sus costos de envío exactos.

 

Afortunadamente, los avances en la tecnología y las soluciones integradas de envío para comercio electrónico pueden ofrecer tarifas inferiores, programar la recogida o entrega del envío, realizar un seguimiento y analizar toda la actividad de envío en línea.

 

Esta unión de la función tradicional y la capacidad de comercio electrónico puede revolucionar la gestión de envíos al eliminar el riesgo de variables desconocidas en la gestión de carga para el mundo del comercio electrónico.

 

Los mejores consejos para gestionar la logística del comercio electrónico

La logística del comercio electrónico constituye una de las operaciones logísticas más complejas del planeta. Los remitentes deben realizar una investigación para comprender cómo y cuándo se ordenan los productos, qué tipo de opciones de envío son necesarias y cómo controlar los costos. Como resultado, los remitentes deben seguir algunos consejos para administrar con éxito la logística del comercio electrónico, que incluyen lo siguiente:

 

Ofrezce múltiples opciones de envío a los consumidores. Los consumidores quieren ver más que las opciones de envío estándar. Incluso si tu empresa puede ofrecer envío gratuito y entrega al día siguiente, es posible que los consumidores deseen darse el lujo de recoger un artículo en la tienda o recibirlo en una ubicación de terceros.

 

La variedad es la sal de la vida para el consumidor de comercio electrónico, por lo que el envío debe tener variedad.

 

Acceso y visibilidad del estado y la ubicación del envío. Los datos en tiempo real y el seguimiento de los envíos de comercio electrónico son fundamentales para el éxito. Los consumidores querrán saber dónde está el producto, cuándo se espera que surja, por qué aún no ha llegado y qué pueden hacer para acelerar el proceso.

 

Obviamente, los transportistas no son todopoderosos y ocurren eventos adversos, como el mal tiempo. Tener la capacidad de redirigir los envíos y garantizar la entrega oportuna de los pedidos realizados a través de plataformas de comercio electrónico generará una ventaja competitiva para los remitentes y mejorará los niveles de servicio al cliente.

 

También te puede interesar: Ahorra en los gastos de envío